Palermo Soho, una ridícula falacia inmobiliaria

Conozco un Soho y un SoHo. El último está en Manhattan, entre Greenwich Village, Little Italy, Chinatown y TriBeCa. El otro en Londres, entre Regent St, Shaftesbury Av, Oxford St y Charing Cross.
En el Soho de Londres vivieron Mozart, Marx y Samuel Johnson. En el SoHo de Manhattan (que se escribe así porque es una sigla por South of Houston Street) no sé quién vive, pero al lado, en TriBeCa (Triangle Below Canal Street) vivió Eward Albee, y últimamente James Gandolfini y Harvey Keitel. El Soho inglés fue hasta hace unos años la mayor feria de sex shops del mundo, y ahora es, quizás, el conglomerado cosmopolita y multiétnico de mayor diversidad.
Hasta ahora ningún genio inmobiliario ni desarrollador urbanístico me ha explicado si mi barrio, Palermo, que no tiene malayos, ni paquistaníes, ni sex shops, ni a Scarlett Johansson, ni edificios con ornamentación de hierro fundido(en el SoHo hay 220, y por eso antes se llamaba Cast Iron District), ni filósofos de renombre mundial, ni otra cosa cercana al Soho salvo la marca de ropa, anque sí estudiantes extranjeros de masters pedorros y baratos en dólares, si mi barrio, digo, ahora se llama Soho por Manhattan o por el West End de Londres.
En cambio, puedo contarles que hace pocos días, poniendo mi mejor cara de ingenuo, le pregunté a un "inmobiliario" sobre el origen de la denominación "Soho". Contra lo usual, el martillero no tenía aspecto de abogado venido a menos sino de intelectual-de-vuelta-de-todo, con pipa incluída y una barba gris como la mía. Su respuesta fue llevarse los dedos bajo el mentón - los de la otra mano, no la de la pipa - y sacarlos hacia adelante mientras formaba una omega con la boca, típico gesto de "ni puta idea".
Sohomos cada día más triviales, no?

10 comentarios:

Carlos Neri dijo...

"ni puta idea" quizás sea al menos una idea, en una zona donde "cualquier cacatúa sueña con la pinta de Andy warhol" y se dice creativo, por allí pulula el verdadero "pool sohero", que ha hecho de escasas ideas el negocio de vender copias que parezcan originales. Por eso esta inmobiliaria, vende pragmatismo, no lo adorna, y quizás logre alguna puta idea.
un abrazo
Carlos

Eddie Abramovich dijo...

Sin menoscabo de otros brillantes comentarios generosamente volcados en mi blog, la prosa impecable de éste de Carlos Neri le aporta a mi pequeño borrador un enorme valor agregado. Gracias, maestro, por mostrarme cómo se logra en ocho líneas lo que yo no conseguí en treinta. Abrazo.

Paula Dananfer dijo...

Yo también soy vecina de Palermo y me crié en este barrio, que con el paso del tiempo va teniendo cada vez más subdivisiones cool: Palermo Hollywood, Soho, Villa Freud,
y hasta algunos hablan de Palermo Cóppola!
Recientemente viajaba yo en el colectivo 39 ramal 3 que es el que va por Honduras y pasa por la Plaza Serrano,cúspide del kitch porteño, cuando desde la ventana vi una vidriera que llamó mi atención. No era por la tienda en sí, que vendía ropa fashion de mujer, sino porque en la vidiera en vez de la palabra "Liquidación" estaba grabada la siguiente frase: "El mundo está como está por culpa de las certezas , la guerra y la vanidad comen en la misma mesa".
Esa frase pertenece a una canción de Jorge Drexler titulada "Milonga del moro judío", que tiene un tono bastante pacifista, en concordancia con esa suerte de filosofía zen que impregnan sus letras.
Al leer esto me detuve un segundo y pensé ¿Por qué? ¿O acaso hay algo más que vanidad en comprarse un vestido por un precio tres veces más caro del que corresponde?
No sé si era para ponerse así, pero todo eso me sonó a usurpación indigna. A la máquina picadora de carne del consumismo. Al rostro del Che Guevara impreso en llaveritos de colores.

Raquel dijo...

No creo que nos volvamos mas triviales cuando reconocemos no tener la mas puta idea de algo por mas "¿Snob?" que sean la barba, la pipa y la multiplicación de nombres para cobrar palermo.
Desde Constitución me parece tan vana la crítica como la denominación.
A lo mejor hay poetas en todas partes y apariencias en todos los sohos.

Eddie Abramovich dijo...

Lo trivial no es usar barba ni pipa, sino fabricar una identidad artificial, construida -para peor - sobre un antecedente que se desconoce. Un desconocimiento que se extiende a la propia historia: Todos, o la mayoría, de los barrios porteños, tienen una historia singular. Los nombres de Soho tienen historia en Londres y en Nueva York. Palermo podría llamarse Carriego en vez Soho, Maldonado en vez de Bulevar, y así. Cuando yo considero que algo es vano, ni siquiera lo comento. Igualmente, gracias por la contribución.

Raquel dijo...

Tenes razón, no vale la pena detenerse en lo vano. Solo lo comenté porque desentonaba con el resto y porque a lo mejor toda la pasión sobre la historia del barrio y las posibilidades de su nombre se me perdian en la crítica. Cuando lo terminé de escribir me di cuenta de que había sido intolerante con tu texto. Si llegué a esta entrada fue porque me atraparon todas las anteriores.
Perdón y gracias por responderme.

Eddie Abramovich dijo...

Raquel, acepto tus disculpas aunque las considero innecesarias. Es cierto que hay algún desbalance entre esta nota y otras del blog. Tal vez uno deba aceptar que cuando publica un blog les transfiere el poder a los lectores, y entonces debe tener el cuidado de mantener alguna consistencia.
Sin embargo, alego en mi defensa que esa entrada no la incluí únicamente llevado por el malhumor que me produce la falacia del "Soho", sino también porque el asunto de la identidad de los territorios me parece digno de discusión. Muchísimas gracias.

PD. Conozco una Raquel que lee mi blog desde hace tiempo. Sos vos, o sos otra?

Raquel dijo...

No, es la primera vez que entro. Llegué de pura casualidad (con un poco de ayuda de la urraca)curioseando por facebook pero seguro que vuelvo.
Yo también creo es importante el asunto de la identidad siempre (desde el territorio hasta los humores!)
Agrego a tu defensa que el blog es tuyo y no tiene que mantener unidad de tono ni de estilo y que la coherencia es una búsqueda con la que parecés llevarte muy bien!

Verónica dijo...

Estuve considerando mudarme a un departamento en alquiler en Palermo asi que esta info me viene muy bien!
gracias!!!

racastro dijo...

Dejando de lado Palermo Soho y el SoHo, un vecino ilustre de TriBeCa es el promotor del Film festival: Robertito De Niro.